• Publicado el 21/03/2011
    •  

    Cuantos momentos divertidos nos hacen vivir las mascotas. Fieles compañeros que pasean a nuestro lado por el parque, corren hacia nosotros cuando nos ven llegar y que siempre tienen esas muestras de cariño que los convierten en uno más de la familia.

    Hoy quiero que conozcáis una tierna sesión que realizamos a Tania y a su perrita Kiara, una Yorkshire Terrier de lo más presumida, pequeña y adorable, además de tranquila y obediente!

    El protagonismo de las fotografías se lo lleva, sin duda, la complicidad y el afecto que hay entre ellas.

    Como podéis ver, un Boudoir totalmente diferente. Vestimos a Tania de un modo muy casual: una camisa y unos calcetines, ¡un look genial para comenzar tu sesión Boudoir!

     

    Sesión fotografía Boudoir con mascota en estudioSesión fotografía Boudoir con mascota en estudioSesión fotografía Boudoir con mascota en estudioSesión fotografía Boudoir con mascota en estudioSesión fotografía Boudoir con mascota en estudioSesión fotografía Boudoir con mascota en estudioSesión fotografía Boudoir con mascota en estudioSesión fotografía Boudoir con mascota en estudioSesión fotografía Boudoir con mascota en estudio

    Deja un comentario

    * requerido (No será publicado) * requerido
    Enviar comentario!